jueves, 17 de marzo de 2011

Tartitas de Plátano

Unas tartaletas con rodajitas de plátano muy fáciles y rapidísmas de preparar. La masa base es oblea de empanadilla refrigerada. Quedan ligeritas y no resultan pesadas. La cantidad de grasa que llevan es mínima y quedan buenas y sabrosas. En poco más de un cuarto de hora o veinte minutos las tendrás perfectamente hechas (contando el tiempo de preparación y de cocción), por lo que es un postre que se puede preparar con poco tiempo y sin ninguna antelación. 


INGREDIENTES (para 8 tartitas)

  • 8 obleas grandes de empanadillas refrigeradas
  • 2 plátanos
  • 1 yema de huevo
  • 100mL de nata líquida para cocinar (18% de materia grasa)
  • 35g de azúcar blanco (aproximadamente, como se espolvorea por encima, la cantidad va al gusto)
  • zumo de limón (para evitar que se oxide el plátano cuando lo cortamos)
PREPARACIÓN
  1. Colocar cada oblea en el interior de un molde (yo utilicé un molde metálico de flan, de esos que tienen onditas), sin necesidad de enmantequillar la superficie del molde, se desmoldan perfectamente y sin problemas. 
  2. A continuación, pelar y cortar en rodajitas (que no sean gruesas) los plátanos. Rociarlos con el zumo de limón para evitar la oxidación.
  3. Cubrir el fondo de las obleas con las rodajas de plátano y espolvorear por encima con el azúcar.
  4. Introducir en el horno unos 5 minutos a 200ºC.
  5. Mientras tanto, batir la yema de huevo con la nata líquida.
  6. Retirar del horno los moldes con las obleas y verter sobre ellas la mezcla anterior (unas dos cucharadas para cada una, aproximadamente).
  7. Volver a introducir en el horno a 200ºC durante unos 7 minutos.
  8. Retirar del horno, esperar a que se templen y sacar las tartitas de los moldes con ciudado de que no se rompan las obleas. No se pegan en los moldes y se desmoldan con bastante facilidad.
  9. Las he decorado con unos gajos de mandarina para que le diera un poco de color.

3 comentarios:

  1. ¡Que buena idea!, además de rápido y delicioso no es muy calórico. Besitos.

    ResponderEliminar
  2. Grasa no lleva más que la de la yema de huevo y la nata, que además utilicé la nata de cocinar, que tiene menos grasa que la de montar. Así que se puede comer sin muchos remordimientos. =D Gracias por tu comentario, Lidia.
    Un saludo

    ResponderEliminar
  3. Buenísimo!!!
    Coco, plátano.... ya me tienes fiel a tu blog :D

    Desde el caribe azul,

    ResponderEliminar

Analytics