jueves, 4 de junio de 2015

Tarta de queso con vainilla y chocolate


Me encantan las tartas de queso. Adoro lo versátiles que son, la de posibilidades que admiten, la cantidad de ingredientes con los que combinan siempre a la perfección. Chocolate, dulce de leche, frutas de temporada, cremas varias, frutos secos... Y dejo aquí de enumerar los mil y un ingredientes que podríamos añadir a la masa antes de aburriros con un kilométrico post (que dicen por ahí que en internet hay que escribir ligero y poco denso).





Pues bien. Volviendo a mi gusto por las cheesecakes, me parecen uno de los mejores postres. No resultan pesadas, no empalagan, son cremosas y muy fáciles de hacer. Pero, precisamente, por ser tan sencillas, es muy fácil encontrarlas en cualquier establecimiento. Y, creedme, modestia aparte, que mejores que las que yo hago en casa, ninguna. Me he encontrado con tartas de queso secas y de escaso sabor a queso presentadas sin ningún tipo de esmero en el plato. Por no hablar de las que más miedo me dan, las no horneadas, las cuajadas en frío con gelatina o qué sé yo. No puedo con ellas, entre su nulo sabor a queso (habría que ver si lleva algo de este ingrediente o son misteriosos polvos mágicos) y esa base de galletas humedecida por una sospechosa agüilla que emana de la crema de ¿queso? o de la base o de no sé dónde... procuro no pedirlas, prefiero antes un triste y soso té. Pero mi madre siempre acaba cayendo y concluyendo la ingesta con un: "están más ricas las tuyas". A lo que le sigue un "te lo dije, mami", por mi parte.



Pues bien, todo este desvarío para deciros que hoy comparto con vosotros la mejor tarta de queso que he horneado hasta la fecha. O una de las mejores, que ya una, después de cuatro años en el mundo blogger, va perdiendo la cuenta de las recetas que prepara. Una cheesecake con la que no correréis el riesgo de que quede seca o sin sabor a queso. Y que es mega fácil de hacer (como todas). Después de probarla, pocas (o ninguna) os parecerán mejores. 




Tarta de queso con vainilla y chocolate:
INGREDIENTES 
- Para la crema de queso:

  • 750g de queso cremoso para untar
  • 125g de azúcar glas
  • 50g de maicena 
  • 3 huevos
  • 200mL de nata líquida para montar (mín. 35% m.g.)
  • 1 cucharadita de extracto de vainilla
  • 120g de chocolate negro, fundido al baño María


- Para la cobertura:

  • 250g de queso cremoso para untar
  • 190g de azúcar glas fino o icing sugar 
  • chips de chocolate 
  • 60g de chocolate negro
  • 5g de mantequilla 


PREPARACIÓN
- Para la crema de queso:

  1. Precalentamos el horno a 180ºC.
  2. Agregamos el queso crema a un bol y batimos hasta conseguir una mezcla homogénea. Agregamos el azúcar y la maicena y batimos enérgicamente hasta obtener una mezcla bien cremosa.
  3. Añadimos los huevos, de uno en uno, batiendo bien entre cada incorporación.
  4. Vertemos la nata y la vainilla y seguimos batiendo la mezcla hasta que todos los ingredientes queden perfectamente incorporados.
  5. Vertemos dos terceras partes de esta crema en un molde de 20cm de diámetro, untado con mantequilla. 
  6. Vertemos el chocolate fundido a la preparación de queso restante y, con cuidado, repartimos sobre la capa anterior. 
  7. Alisamos la superficie y horneamos 50-60 minutos a 180ºC. Veinte minutos antes de que termine la cocción, cubrimos la superficie con papel de aluminio. Dejamos enfriar por completo antes de desmoldar.


- Para la cobertura:

  1. Batimos el queso con el icing sugar hasta que no quede ningún grumito y obtengamos una mezcla muy cremosa y fina. La repartimos con una espátula sobre la superficie de la tarta fría. Espolvoreamos una cantidad generosa de chips de chocolate.
  2. A continuación, fundimos al baño María 60g de chocolate con 5g de mantequilla. Removemos de vez en cuando hasta que la preparación esté completamente fundida y uniforme. La repartimos en forma de hilos sobre los chips y esperamos unos minutos hasta que el chocolate se endurezca.


¡¡Un besazo!!

15 comentarios:

  1. pues tiene una pinta riquiiisima
    apetece comerse un cachito ya mismo
    me apunto la receta
    un beesito

    ResponderEliminar
  2. Que delicia, se ve muy cremosa esta tarta.Bssss

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí, es muy cremosa!! Y con un sabor de ñaaaaammm!!

      Un beso muy fuerte.

      Eliminar
  3. Hola, acabo de ver tu tarta en facebook y no he podido resistir la tentación de venir inmediatamente para conocer la receta. Tiene un aspecto impresionanate , me ha gustado mucho, y claro, con los ingredientes que le has puesto estará riquísima. Saludos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí, te aseguro que sabe súper rica.

      Un fuerte abrazo!!

      Eliminar
  4. Dios q pinta el viernes es el cumple de mi marido y estaba buscando una tarta de queso y la acabo de encontrar.me recomiendas hacerla de un día Pa otro?muchas gracias x la receta me llega en el mejor momento.un beso

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí, por supuesto. Está mucho mejor preparada con antelación. Reposada toma más sabor.
      Espero que os guste mucho.

      Un fortísimo abrazo!! Y muchas felicidades a tu marido.

      Eliminar
  5. Ppues tiene una pinta fantástica y así no lo he probado nunca. besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Muchas gracias! Te recomiendo que la pruebes, ya verás qué rica.

      Un besazo!!

      Eliminar
  6. Madre miaaa!!! Pero qué tarta de queso más hiper-mega-rica!!!

    Me ha encantado todo lo que dices de las cheescakes porque yo pienso lo mismo. Soy de las que siempre pide tarta de queso de postre, pero claro, corres el riesgo de que, como tú dices, te pongan tartas industriales, de esas con el relleno de gelatina (yo las detesto, no puedo con ellas) y al final acabas pidiéndolas sólo en aquellos lugares donde sabes que son caseras y valen la pena. Pero es cierto que como las caseras ninguna. Y ésta ya se lleva la palma, es bonita a más no poder y no quiero imaginar lo rica que estará. Como siempre, corriendo a favoritos y a mi Top Ten de tartas de queso para preparar :)

    1 besazo gordo y feliz martes!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí, yo tampoco puedo con las tartas de gelatina que no saben a nada. Cuando las como me pregunto: durante el proceso de elaboración, ¿dónde habrá quedado el queso? Es un misterio.

      un besazo!! Me alegro mucho de que te haya gustado la tarta.

      Eliminar
  7. Supongo que la nata se monta antes de añadir a la mezcla, verdad?

    ResponderEliminar
  8. Supongo que la nata se monta antes de añadir a la mezcla, verdad?

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Cristina!! La nata que se usa para las tartas de queso es para montar, porque es la que tiene un contenido en grasa bastante alto, con lo que se logra una textura más cremosa. Pero no hay que montarla. Se añade tal cual sale del brick, líquida.
      Espero haberte ayudado, aunque haya sido un poco tarde. Lo siento.

      Un beso muy fuerte!!!

      Eliminar

Analytics